Google+ Followers

Google+ Followers

miércoles, 18 de junio de 2014

Perder líquidos

A veces nos metemos en la farmacia a comprar cualquier cosa cuando nos enfrentamos por primera vez a las cartucheras y la barriga, con el bikini, a principios de verano.
Nos olvidamos de que existen alimentos que pueden ayudarnos a rebajar grasas sin necesidad de recurrir a agentes químicos sobre la piel, o ingerir preparados que pasan antes por fábrica.

Ahora que llega el tiempo de los calabacines, no hay que olvidar que tienen un potencial diurético importante.
Por tanto, hagamos cremas de calabacín o sopa de calabacín. Si queremos que realmente sean más refrescantes y efectivas, obviemos añadir productos a la crema como queso, crema de leche, leche, aceite etc.

Así que pongamos en una cazuela con agua: Apio, calabacín y cebolla, añadir unas hojitas tiernas de perejil, que purifica la sangre y un poquito de ajo, si os gusta, que activa la circulación sanguínea y también ayuda a la circulación linfática. Hervir, con su punto justo de sal, recordad que la sal provoca retención de líquidos, así que siempre en su justo punto. Luego lo trituramos todo y podemos hacer una sopa espesa o un caldito más ligero. Podemos tomar en vaso, para refrescarnos o como sopa. Una dieta completa donde no descuidemos la carne, a la plancha, un par de copas de vino al día, algo de fruta a diario y este tipo de sopas, durante una semana, ayuda a rebajar cartucheras y sentirnos menos hinchadas, son dietas saciantes porque si no añadimos patata a la crema ni grasas o aceites, podemos beber tranquilamente un vaso de este caldo entre horas, cuando nos sentimos inquietas y con el estómago vacío.

La tila, de herbolario, también es un producto diurético, ayuda a eliminar líquidos y quita los nervios. Relaja y baja la presión sanguínea. No abusar, si somos propensas a tener la presión baja, calma también los latidos del corazón y el pulso acelerado.

No hay comentarios:

Publicar un comentario